Todo Para Vender, Banksy en La Habana (2004-15)

El artista pretende crear una obra que critique cínicamente el mercado de arte y, con más especificidad, el mercado de arte cubano, ahora mismo en pleno proceso de especulación tras el restablecimiento de las relaciones diplomáticas de Cuba con Estados Unidos y la Unión Europea y la celebración de la 12ma Bienal de La Habana. Puestas las miradas internacionales sobre la producción artística de la Isla, la intención del creador es ofrecer una obra atractiva que busque al coleccionista conocedor del arte cubano contemporáneo, y no aquel que apueste por un arte fácil y poco serio.

A propósito del momento que vive el arte cubano y la oportunidad de generar noticia, el artista se apropió de la obra de Banksy y de su posicionamiento en el mercado del arte, para concebir una pieza que enganche al mercado y sus cambiantes expectativas. Para ello empleó una estrategia ha sido utilizada para comercializar la obra de dicho artista en contra de su voluntad.

Siré conoció que Banksy visitó La Habana y Jamaica en el 2004 junto a DJ Jon Carter, quien publicó en las crónicas de este viaje imágenes de los trabajos realizados por el grafitero británico. Luego de hallar estas referencias, el artista los buscó y encontró uno a punto de desaparecer, que corresponde con la serie Gangster RatEl grafiti fue sometido a un intenso proceso de restauración y mediante la técnica del staccose extrajo del muro. Con el slogan “el único Banksy vivo en Cuba”, la obra, tasada en Art Price, ha sido puesta en venta por la suma de 40,000 USD. No obstante, para su adquisición existe una limitación: sin importar su comprador, la pieza no podrá salir del territorio cubano.

Todo Para Vender, Banksy en La Habana
2004-2015
Acción y apropiación



Clicky

Web Analytics